viernes, 13 de julio de 2007

Sobre las falsas canciones...



Lo confieso. Uno de mis placeres culposos es, sin duda, escuchar "falsas canciones", o lo que me gusta llamar así. Me explico: estas canciones existen, y son tan reales como cualquier otra. Lo que no existe, al menos no en las convenciones radio-mercadológicas de la transmisión de música, son los artistas y bandas que las cantan. Me encantan, pues, las canciones que alguien crea para una banda en una película, banda que sólo existe en el universo de la determinada ficción cinematográfica que se mira. Mientras escribo esto, escucho el folk de Mitch & Micky, una pareja de canta-autores sesenteros que en realidad son Eugene Levy y Catherine O'Hara. Quizá después me ponga alguna rola de los Wonders (a.k.a The Oneders), o Pop! Goes My Heart, del grupo de Alex Fletcher cuyo nombre no recuerdo.


No sé cuál será la razón de que disfrute tanto con estas letras y músicas creadas para llevar una historia. Quizá sea su condición de ficciones dentro de la ficción. Quizá sea que son tan buenas (si no mejores) como las que pasan en el radio. Quizá sea el placer añadido de ver cantar a alguien que no lo hace como profesión primera y descubrir que no lo hace tan mal. El caso es que las disfruto horrores. Y me pasa algo parecido con las pinturas creadas para los pintores de película, sólo que esas no puedo tararearlas de camino a algún lado.


2 comentarios:

gabriela dijo...

Sería digno de hacer un antología, como la biblioteca de los libros inexistentes, o las borgiana enciclopedia sobre Tlön, jiji.
Bueno, basta de referencias mamilovskis. Tu blog es todo un acontecimiento, cervecita: será un placer acompañarte en "lo que viene siendo el bitacoreo".

Te quiero mucho. He aquí tu primera lectora incondicional.

ComandanteA dijo...

Jajaja,
Gracias por estrenar los comentarios con esos peassoreferenciasss, my dearest Cerve, no esperaba menos de usté. Especialmente tratándose del tema que se trata.
Estaría bueno, sin duda. Así que hagámoslo. "Los mejores grupos que sólo existieron en celuloide".
Harrtos besos
La otra Cerve.